lunes, 10 de septiembre de 2012

LA RADIO EN CORDOBA


LA RADIO DEL “COCO”

En aquellos años de 1950, el tener un aparato de radio, era un aunténtico lujo.  El vecino que disfrutaba de esta ventaja, era desde el punto de vista de los chiquillos “el rico” del barrio y a todos nos gustaba tenerlo por vecino.

Los mundiales del Brasil, se oyeron en Casa Manolo, (yerno de Armenta), que era la Taberna del barrio. Los chavales teníamos que conformarnos sólo con oir las voces de nuestros mayores, especialmente las de un tal Antonio Morales, que por su corpulencia, agrado y afición al fútbol, sobresalia de todos los que estaban en aquella mesa central del patio. Allí estaban Alfonso Espejo, El impávido Paquirri, José Casanas, Pepe Barrilero, Diego Villarejo, Antonio Toro, Vicente Soler, Antonio Quiles, Manolo Rey, Antonio Santos, Rafael Gordillo,  Federico Morrugares, etc. etc. Pero la voz potente del citado Antonio Morales, (representante de las Bodegas Cruz Conde), era la que sobresalía por todas.

En mi casa, nunca se nos olvidará aquel radio marca Telefunken de 6 teclas, que compró Miguel Morrugares, (El Coco), a sus jefes, los dueños de la fábrica de PINTURAS CARIMOL, cuyas oficinas se encontraban ubicadas en la Ronda de Andujar, (enfrente de la Torre de los Donceles), lugar en donde hoy está la Casa de Sevilla. La fábrica de pinturas estaba instalada en un conjunto de naves que había exactamente detrás del Cuartel de la Guardia Civil de la Magdalena, donde el Cabo Manuel Mauleón, “Cara Tomate”, era el capitán general de todo aquel contorno y alternaba su autoridad en el barrio con el Sargento Basildo que vivía en la Calle Humosa. Al lado de PINTURAS CARIMOL, se encontraba ya por aquellos tiempos Cafes Saimaza.

El aparato de radio usado, le costó alrededor de 140 pesetas, pagaderas en 4 meses. La persona que intervino  en aquella “transación” fue José Alcalá Moreno, (El Capitán), vecino de la Calle Pozo Dos Bocas, (Costanillas), que era el administrativo de dicha empresa. Además era su compañero en la Peña los 14 Pollitos, que después de ser fundada en el Bar Montaña (Situado junto a la Ermita del mismo nombre), terminaron por trasladarse a la Taberna de la Beatilla, donde el amigo Villosla, regentaba el establecimiento con bastante éxito..

Este hombre “El Coco”, era un vecino espléndido y hacía poarticipar a todos los vecinos de su aparato de radio, para ello lo colocaba en su galería y de cara al patio, para que todos los vecinos lo pudieran disfrutar. Eso si que se podía  llamar solidaridad y no lo que llegó después con las televisiones, donde daba la impresión de que todo el mundo “recelaba” del televisor del vecino de al lado, dando la impresión de que todos se vigilaban ante cualquier posible avería, pues nadie quería reconocer que su “aparato” se rompía. ¡Anda y fijate en el del vecino, a ver si está también roto!  Nos decían los mayores a los más pequeños.

EL GRILLO

A los chavales que nacimos en los años “cuarenta”, cuando llegaban aquellos veranos, soliamos sentanos al fresco en la puerta de nuestras casas, escuchando la conversaciones de los mayores (era una forma de veranear), y de paso aprovechabamos la ocasión para contemplar como “subían y bajaban” las salamanquesas, por las paredes de cal blanca de nuestras fachadas, disputándose el mosquito de turno. También  podiamos oír en aquellas noches silenciosas el “ri ri ri” de los grillos que inundaban todos los agujeros  que existían a ras del suelo de nuestras calles. Eran calles a base de losas grandes y empedrado de piedra, como por ejemplo La Calle Roelas, que desde aquellos tiempos (hace más de 60 años), nadie del Ayuntamiento se ha dignado venir a reparar los agujeros y los estragos que ha hecho en él suelo de dicha Calle el paso del tiempo. Curiosamente todos los alcaldes y concejales, pasaron por aquí y “tomaron buena nota” pero como la única verdad de los politicos es la mentira, ahí está la Calle, sin grillos y con muchos baches y agujeros, que cualquier día va a costar una desgracia a cualquier ciudadano que por alli pasan a diario.

.Ya no quedan ni grillos, pero en aquellas épocas, llegaban a Córdoba en auténticas “plagas” metidos en las Ceras de carbón que venían de la sierra para suministro de las carbonerías. A la llegada de la noche, nosotros buscábamos a los grillos según los sentiamos cantar, “inundándole” su guarida y de esta forma salían los pobres grillos que habían estando cantando para atraer a sus hembras. Había personas que acostumbraban a cuidar los grillos en sus pequeñas jaulas. Citemos a Juani “el pescaero” que en la galería de su patio, (Callle el Cristo), tenía dos o tres jaulas de caña y alambre con su correspondiente grillo alimentado con lechuga. Tambien en el Arco del Socorro (Plaza de la Corredera), existían puestos que además de planteras para las macetas, vendían jaulas para grillos con el animal incorporado.

Había quien afirmaba que los grillos con sus “ri ri ri” daban datos para medir la temperatura e incluso la  posibilidad de lluvia. Se dice que existía una formula matemática que aplicada al “ri ri ri”, determinaba la humedad y el grado de temperatura ambiente..

En algunos paises de hispano-américa incluidos Méjico a los politicos se le dice de todo, pero también en algunos sitios se le llaman  “grillos”.

El canto de los grillos en la Mitología china y egipcia, significaba “el silencio absoluto”. Pero en el mundo que nos tocó vivir en aquellos años (1945-1955), no a todo el mundo le agradaba el canto del grillo.

Curiosamente había una vecina que era “Encarna” que trabajaba en la Electro Mecánicas,  (luego jubilada vendía el tabaco en la parada del autobús), que a ella no le molestaba el “ri ri ri” de los grillos, sinó que le agradaba, pues dicho “ri ri ri”, le hacían coger el plácido sueño. Mientras a sus vecinos y en especial los hermanos Quiles y los Gordillos, que también madrugaban, bien que les molestaba. Eso le costó muchas discusiones a la “Encarna” con su hermana “Narcisa”, que estaba cansada de “aguantar” los grillos dentro de la vivienda y las broncas de los vecinos.

Justo es también recordar lo familiar que nos resultaba el nombre de “Pepito Grillo”, en aquellos inolvidables dibujos animados de Pinocho, que se hizo famoso por aquellos tiempos.

Al principio de los 1950, el jugador internacional que más nos sonaba logicamente a los chavales aficionados al fútbol, era el argentino Ernesto Grillo, que aunque se apodaba el “Pelado”, para nosotros nos llamaba la atención su apellido de  “el Grillo”, porque era el animal que por tantas cosas ya nos resultaba familiar.

Como jugador en 1953, marcó a Inglaterra, un gol catalogado de antológico. Fue en el Estadio Monumental. Dicho gol, hizo vibrar a los 90.000 espectadores que abarrotaban el Estadio Argentino. Incluso, Juan Domingo Perón, que asistía al partido, se volvió poco menos que loco de alegría, contagiando a todo el país con su idea del patriotismo y la emoción.  Ese gol solamente fue borrado un poco de la historia de los argentinos, por el que marcó Diego Armando Maradona, treinta y tres años después (Mundial México 1986), a la misma Inglaterra. Que bonita venganza hubieran significado ambos goles para el pueblo argentino en relación con la dichosa GUERRA DE LAS MALVINAS.. 

El citado Grillo, jugando con el mejor Milan de la historia, perdió una final de Copa de Europa, con el Madrid de Di Stefano y Puskas. (1957-58), pero es que aquel Madrid, era poco menos que intratable. Tuvimos la suerte de escuchar el partido radiado en la tienda de radios que había en la Cuesta del Bailio (Los Dolores), y que no era otra que “RADIO ARJOSAN”, que para mayor detalle simpático y según nos contó Pepe Estévez, (que estuvo un par de semanas trabajando allí de aprendiz), para soltar aguas (mear), en dicha tienda, los tres empleados que había, utilizaban una raida cubeta de zinc, ya que la tienda no tenía ni servicio.

EL BAMBINO                                                                                                          

El año 1954, fue un año que empezó con esperanza pues el 3 de febrero cayó posiblemente en Córdoba, la mayor nevada que se recuerda. Pues bien al mes siguiente y con motivo del desempate con Turquia para la clasificación del Mundial de Suiza, (España después de ganar 4 a 1 en Madrid, y perder 1 a 0 en Turquía), tuvo que jugar un desempate en Roma, que después de la prórroga terminó en empate 2-2. La suerte la decidió un “bambino” que sacó una bola a favor de Turquia.

Dicho Bambino, tenía al parecer 14 años, y se llamaba Franco Gemma, que era el hijo de un empleado del propio Estadio Romano. Precisamente en 1986, el diario AS, comunicaba el fallecimiento de este controvertido “bambino”, que con su aspecto delgado y su tez pálida decidió la suerte de aquella “eliminatoria”.

Todas estas incidencias, así  como la prohibición momentos antes de que se celebrara el partido de que Ladislao Kubala, se pudiera alinear con España, (por mandato de la FIFA,) fue escuchado por “turnos”, en la Radio Galena, que tenía bien instalada en su casa, “El Padrino”, (Gabriel González Ruiz), que era un adelantado en todas aquellas técnicas de la comunicación. Él con los auriculares nos fue dando información completa de todas las incidencias del partido y nosotros las trasladábamos por las calle. E incluso íbamos al puesto de arropias del “Bizco” (Manolo Cerezo), a darle la novedad y el la propagaba a todo el que pasaba. Total que España, se quedó sin jugar aquel mundial.

La derrota de España ante Suiza, en el pasado mundial del 2010, nos hizo temer lo peor y muchos nos acordamos del famoso “Bambino”. Todavía recuerdo que cuando “El Padrino”, estaba haciendo su radio galena, nos mandó a la Calle Carreteras (Pedro López), a comprar una bobina y otro material a RADIO ONDAS, que era posiblemente una de las mejores tiendas de radio que había en Córdoba, al lado de lo que fue la famosa Academia Espinar. 


HOMENAJE A MANOLETE

El 21 de octubre de 1951, la radio del “Coco” se puso como hemos dicho de cara al patio, y allí a la hora en punto de la tarde, (hora taurina), todos los vecinos y mucha gente de la calle pudieron escuchar sentados en donde pudieron, sillas, banquillos, y algún que otro cajón, la Corrida “Promonumento a Manolete” que nos comentó de forma entusiasmada Matías Prast. Aquello más que un patio de vecinos, parecía el Cine Astoria de verano. El festejo taurino fue todo un éxito y todos los toreros que intervinieron fueron muy aplaudidos, pero el que fue aclamado por unanimidad fue el méjicano Carlos Arruza, entrañable amigo de Manolete y uno de los principales organizadores de la corrida pro-monumento.

Aparte de mundiales de fútbol, Brasil (1950), Suiza, (1954) y Suecia (1958), en aquel  aparato de radio, se podían escuchar los seriales de la Cadena Ser, destacando entre ellos “AMA ROSA”, y “ALEXIS Y CRISTINA”,  También cogió mucho fervor entre la audiencia nocturna “MATILDE PERICO Y PERIQUIN”, con el famoso cuadro de actores de Radio Madrid.

En lo tocante al fútbol, programas como “DOMINGO DEPORTIVO ESPAÑOL”, “ALTAVOZ DEPORTIVO”, CARRUSEL DEPORTIVO”, “TABLERO DEPORTIVO”  que con las voces familiares de Matías Prast, Juan Martín Navas, Enrique Mariñas, Juan Tribuna, Vicente Marco, etc. etc. nos tenían al loro de todo lo que pasaba en el mundo del fútbol..

En Córdoba todos los días después del parte de las 10 de la noche y tras el “Número de los ciegos”, había unos MINUTOS DEPORTIVOS DE RADIO CORDOBA”, que normalmente lo dirigía Pete Anta y los patrocinaba Almacenes San Antonio, “al servicio de la construcción” que eran propiedad de Díaz Jaén, procurador de los tribunales y dueño de la Casa de la Calle Roelas, “El Picadero”, en donde nació Manolin “El Boca”, que jugó en el Córdoba, San Alvaro y Atlético Tetúán. Manuel Rodriguez, “Palitos” primo hermano de Manolete, Nicolas Oñoro, el hombre que organizó durante muchos años los autocares para Alemania. Doña Salvadora, la esposa del Maitre del Bar Dunia. Los Hermanos Cosano, dedicados al negocio de la joyería. Antonio Muñoz, “El Minero” gran bobinador de Cenemesa, etc. etc.

Los aparatos de radio, tardaron mucho en prodigarse, por lo que nosotros los domingos la única forma de enterarnos del final de los partidos era esperar a que llegaran “Los resultados” que el Patronato de Apuestas Mutuas, (Calle Morerias), enviaba a los bares que tramitaban las quinielas. Eran unas cartulinas en color salmón, color azul o verde según cada domingo, en donde aparecían los resultados de los equipos de primera y los dos grupos de segunda. Cuando el Córdoba y el San Álvaro, estuvieron en tercera división, también incluían sus resultados al final de la cartulina.

Para esto de los resultados, en donde eran unos adelantados de categoría, era en el desaparecido BAR EL BARRIL, de la Puerta de Gallegos, allí era donde se hacía un seguimiento minuto a minuto a cada partido, e incluso eran adelantados en colocar los resultados.

También recordamos que colocaban los resultados de PRIMERA Y LOS DOS GRUPOS DE SEGUNDA DIVISION. En el Restaurante Miguel Gómez, por encima de la Farmacia Marin (Hoy Beltrami), y desde su ventana a la Plaza de las Tendillas, proyectaban en imagen los resultados, con alguna que otra publicidad al mejor estilo del cine.  

EMISORA LA VOZ DE GRANADA

En 1953, vino a España, el escritor norteamericano Hemingway, que se declaró gran aficionado a la fiesta de los toros y a la comida. Entabló gran amistad con Antonio Ordoñez y su cuñado Luis Miguel Dominguin. Este premio Nobel, suscitó algunas polémicas por sus opiniones en referencia a los toros y algunos toreros, en especial sobre Manolete, al que sin verlo torear nunca, llegó a decir de él que “era un buen torero, pero con trucos baratos”. Aquellas expresiones sobre el Califa cordobés, tomaron una dimensión acorde con la personalidad del literato americano y el torero de Córdoba. Tuvo que ser La Emisora LA VOZ DE GRANADA, quien encabezara un programa de interconexión de emisoras en Andalucia, para desagravio del torero cordobés. Aquello significó UN HITO RADIOFÓNICO, que puso la imagen del Califa de Córdoba, en el lugar que merecía por su historia.

A raiz de este programa de radio de LA VOZ DE GRANADA, fueron ya muchas las voces que salieron en defensa de Manolete. El critico “Corrochano” llegó a decir que el problema de Hemingway es que era “un buitre” pues le atraía la muerte y saciaba en ella su voracidad.

También El propio Dominguín al opinar sobre Hemingway, dijo de él “Es malo como novelista, pues describe escenarios que nunca conoció y como critico de toros, nunca llegó a ver torear a Manolete. Terminó diciendo que fue un Nóbel del Plan Marshall”

Lamentablemente tuvo que ser la radio a través de LA VOZ DE GRANADA, la que despertara las voces que salieron en defensa de Manolete. Ya en febrero de 1961, en Córdoba, los mismos organizadores de LA VOZ DE GRANADA, convocaron en Córdoba un acto de apoyo del Califa de Córdoba, al que asistieron periodistas, poetas, intelectuales y taurinos de todo el mundo


EL TRANSISTOR

En un momento en España, se llegó a decir que el Real Madrid, con sus  partidos de  Copas de Europa, había amortizado a los españoles el coste de sus televisores. Poco más o menos se pudo decir con los radio-transsistores, en el caso de Manuel Benitez “El Cordobés”, ya que todo el mundo se apresuró a comprar su aparato, para en aquellas noches de verano, (1961-1970), sentados en las puertas de sus casas, al fresco, poder escuchar las crónicas de toros que en el PROGRAMA CLARIN, daba todos los días Radio Nacional de España, haciendo crónica “casi a diario” de la actuación de “El Cordobés”, torero que por aquellos tiempos, rompió todos los moldes y puso a la fiesta en la cresta de la ola.

El torero de Palma del Rio, toreaba casi todos los días y Rafael Campos de España, se hizo famoso siguiendo la estela de este singular torero. En la Tienda de Radios (Radio Mundial), de la Calle Conde de Cárdenas (frente a los tres reyes), compramos un transistor que tenían en oferta a 700 pesetas.

RADIO CHUPETE

La Emisora de Radio EAJ-24, Radio Córdoba, con domicilio en la Calle Alfonso XIII, se hizo famosa en aquellos tiempos por sus programas populares “cara al público” y por sus discos dedicados después de la sobremesa. Era muy reiterativos aquellos discos dedicados de: “DE PARTE DE D. RICARDO. SOLANAS, escuchen ustedes estas “jotas aragonesas”. Igualmente también se podía oír. “DEL SR. CAMPOS SERRANO DE CABRA”, escuchen ustedes estas jotas arogonesas. Estas dedicatorias se podían escuchar todos los días, por boca de la locutora Josefina Quirós.

En Radio Córdoba, destacaron las famosas subastas de Reyes Magos, para los niños del Hogar y Clinica de San Rafael de Córdoba. Los locutores, Rafael López Cansinos, Paco Vargas y Agustín Cañete, se hicieron famosos por aquellos encomiables eventos, en donde se popularizó entre otros la figura del Hermano Bonifacio.

También Radio Córdoba, cuando tenía un carácter más íntimo y local, puso en funcionamiento unos programas en las tardes de los jueves, llamados RADIO CHUPETE, porque se suponía que allí concurrián solamente gente muy joven para concursar en canciones cara al público. De San Lorenzo, podemos recordar a la Hermanas Trujillo, varias de ellas que cantaban muy bien. A Loli Camacho, a Beatriz Pérez “La loba”, a Natalio Fernández, a Trini “La Relojera” a Pili “La Milana”, etc. etc. Este programa gozaba de mucha audiencia, y la sala de la emisora se llenaba todos los jueves de público. El programa era patrocinado por Caramelos Hispania, de la Avenida de Cervantes 21, (al lado en donde estuvo la primitiva cochera de AUCORSA), el Economato de la Guardia Civil, la Casa de Manolete y la Fábrica de Cerveza el Aguila.

CONOZCA USTED A SUS VECINOS

Todavía está en el Cine Coliseo San Andrés, el escenario en el que actuaron los vencedores del Concurso “Conozca usted a sus Vecinos” que dirigido por Rafael Santisteban, se programó en Radio Sevilla. El Concurso era patrocinado por Almacenes Fuentes y Pellón  y Galerias San Sebastián, y su popularidad se salió de la propia radio e hicieron galas por muchos lugares de Andalucia. La personalidad única de aquel pequeño locutor (Rafael Santisteban), inundaba la radio. También colaboraba en aquellas tareas de presentación el popular Pepe da Rosa.

La vida en aquella época discurría muy en conexión con la incipiente radio, aparte de estos programas enunciados se conectaba con una emisora que era lider en discos dedicados, y que la voz peculiar de su locutora se hizo famosa COMO RADIO ANDORRA. Posiblemente era la única emisora más allá de los Pirineos que no envenenaba a los españoles con los temas de la dichosa politica.




8 comentarios:

Rafael San Martín dijo...

Como se nombra al cabo de la Magdalena, me gustaría saber una cosa que se comentaba hace más de cincuenta años, y que puede ser verdadera o una leyenda urbana, y que es la siguiente:
El cabo tenía un corral con gallinas, pero una noche se las robaron, y dejaron a un gallo con un cartel colgado al cuello que decía," Manolo desde la una estoy solo".
Eso se lo contaba a mi padre un amigo de mi hermano, que por cierto acabó en Barcelona de magistrado. Recuerdo que ambos se reían.
Me gustario saber si es una leyenda urbana, o no.
Saludos.

Manuel Estévez dijo...

Amigo Rafael


El Cuartel de la Guardia Civil de la Magdalena, su parte posterior daba a lo que era el Cerro de la Golondrina.

Parece ser que un grupo de bromistas de la Calle Abejar, le gastaron esa broma, entrando por detrás.

La Casa Cuartel, tenía un patio en donde andaban las gallinas.

No obstante, del Cabo Mauleón, se han dicho muchas cosas, y no todas son verdad.

Este hombre a principios de los años cincuenta, ya no estaba aquí y por las historias que de él se cuentan, da la impresión de que estuvo toda la vida.

Saludos


ben dijo...

La mesa,con el picón encendido,la
bombilla de un cable colgando con su "ladrón",para enchufar la radio,
es un recuerdo de quellos años oscuros.Mi madre sentada con otras
vecinas,alrededor de la mesa escu
chando Ama Rosa,la radionovela.
Actualmente,cuando me vienen esos
recuerdos,tengo sensación de frío
y oscuridad,de aquellos crudos in
viernos cordobeses.
Saludos.

Manuel Estévez dijo...

Amigo Ben

Llevas razón, pero en los años 1950, por estos barrios eran contadas las bombillas a las que se le podía poner el ladrón para escuchar la radio. Lo digo porque la mayoría de las casas tenían luz de "perra-gorda".

Efectivamente AMA ROSA, con la voz de DOROTEO MARTIN, fue una de las novelas más escuchadas.

El famoso ladrón cuando llegó la "Luz de Contador" se utilizaba fundamentalmente para la plancha.


Saludos

Laurentino dijo...

La verdad es que la radio de ahora es cualquier cosa menos entrañable. Todo es empaquetado y globalizado, igual para todos los sitios. No hay nada local. Vamos, que ahora es casi imposible escuchar un partido radiado del Córdoba mientras tenemos que tragarnos a todas horas programas y programas sobre lo triste que está Ronaldo o que si Messi está con gripe.

Manuel Estévez dijo...

Amigo Lourentino


Eres atinado al hablar de lo poco local que son las radios.

Ahora en vez de discos dedicados, lo único que te hablan del "culebrón" de Ronaldo y compañía.

Verguenza tenía que darles a las emisoras, con el "Paro que hay" en el país, no dedicarle una simple critica a estos "mercedarios".

Mi amigo Lucas, lloraba por jugar en un campo de hierba, y la mitad de los días ni siquiera comía.

Saludos

Lucas Jurado Marín dijo...

Manuel, con cada entrada que escribes nos transportas a tiempos pasados. Mi generación como bien sabes, no ha disfrutado de la radio del mismo modo que si lo hicieron los de la tuya.

Perfectamente documentado, nos permites conoces un poco más de la Córdoba de antaño. Por supuesto, desconocía la mayoría de las emisoras que nombras, me ha llamado la atención especialmente "Radio Chupete", y los concursos organizados como "Conozca usted a su vecino", esto no hace sino, deducir que las relaciones vecinales actuales no son para nada un reflejo de las de entonces.

Saludos.

Manuel Estévez dijo...

Amigo Lucas


En la Radio de aquella época había grandes profesionales.

En RADIO MADRID, había un cuadro de actores impresionante, que eran los que le daban vida a los personajes de aquellos seriales, llamados NOVELA.

No pasa como ahora que todo está centralizado y no hay nada más que "TERTULIAS DE POLÍTICA", o a lo sumo se habla de cosas como la TRISTEZA DE RONALDO.

Es una pena, pero el mundo no pide nada más que "morbo".

Saludos